TRÍPTICO SERRANO

TRES SONETOS DE “LA SERRANITA”

I

Calcos

A Márgara y Jaime Aitkenhead.

Sobre un fondo de cielo transparente
las tenues nubes que llevan los vientos,
se disipan como los pensamientos
que brotan de mi ser más inconsciente.

Me rescatan los montes, que a mi frente,
con sus pétreos macizos cenicientos
se yerguen como enhiestos monumentos
de insólita fiereza impertinente.

Mas…, si los accidentes naturales
se calcan a los ámbitos morales,
allí – ¡alma mía! – donde tú te alojas

agotando las ansias que encaprichas,
serán leves y efímeras tus dichas,
persistentes y duras las congojas.

II

Amanecer

A Márgara y Jaime Aitkenhead.

De vuelta del insomnio atormentado
la aurora soñolienta me recibe,
y en mi ventana su paleta inscribe
un paisaje pastel, cuadriculado.

Un sigiloso duende demorado,
pasa; las sombras últimas proscribe
y en lo leve del aire se percibe
el Soplo Creador vivificado.

Despabilo una a una las estancias
y en ese renacer me regocijo
cuando la luz del sol entra a raudales…

Los ámbitos se inundan de fragancias
y hasta mi alma inquieta, en su escondrijo,
de olvidar sus horrores da señales.

III

El viento

A don Alberto Viñas.

En alas de sus ansias de utopía
entre las cuerdas del follaje pasa
y con su canto de sirena abrasa
mi corazón con sed de lejanía.

Con su danza de nubes desafía
esta inmovilidad que me traspasa,
o con su blando céfiro acompasa
mis largas horas de melancolía.

¡Complejo acuerdo de lo diferente!
Él, voluble y viajero impenitente;
yo, en cambio, atado a mi destino quieto.

Pero ambos sabemos, en lo interno,
que procedemos del Aliento Eterno
y que nos une un vínculo secreto.


Notas del Revisor:

  1. “La Serranita” fue el chalet que alquilamos al matrimonio Aitkenhead en La Falda, provincia de Córdoba, donde pasamos los veraneos en enero de los años 1984 y 1985. Hermoso chalet, grande, antiguo para mi gusto, con un hermoso jardín frontal y otro posterior.
  2. Don Alberto Viñas era nuestro vecino, dueño del chalet contiguo, caballero de gran cultura.
  3. Este tríptico participó en dos certámenes de poesía: el Quinto Certamen Anual de Cuento y Poesía organizado en 1999 por el Rotary Club de La Falda, provincia de Córdoba, y del Certamen Literario de la 59º Conferencia del Distrito 489 de Rotary Internacional, organizado por el Rotary Club de La Boca en 1986. En este último fue premiado con Mención.

0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Le gustaría ser notificado cuando se agregan nuevos poemas?    Sí, por favor No, gracias